domingo, 28 de diciembre de 2014

La Medicina también es solidaridad

Foto tomada de El Mundo
En estos días que no paramos de desear felicidad a todos nuestros amigos y vecinos, donde todos estamos irradiando felicidad por los cuatro costados, o eso al menos intentamos aparentar, ya nos hemos olvidado de aquél mal que nos estaba acechando y que se nos venía encima como la gran plaga del siglo XXI, el Ëbola. Gracias a Dios y al sistema sanitario del que disponemos estamos, por ahora, libres de la enfermedad pero a la sociedad y a los medios de comunicación parece como que ese problema que sigue existiendo ya no es tan importante, YA NO VENDE.
Desde aquí quiero haceros caer en la cuenta que no olvidemos a estos pobres, chicos y grandes, que siguen muriendo día a día, minuto a minuto, muy cerca nuestra, un poquito más allá de donde vivimos, que durante estas fechas pensemos aunque sea un momento en estas personas que lo están pasando mal, que han perdido a padres hijos o hermanos.
También me gustaría que pensáramos un momento en todos esos profesionales como la copa de un pino, SOLIDARIOS y VOLUNTARIOS, que exponen su vida por ayudar a los demás, como son los profesionales sanitarios de Cruz Roja o Médicos sin Fronteras, que muchas veces con apenas sin medios, intentan ayudar a todas estas personas con mucha valentía. Les invito a leer un testimonio conmovedor de una cooperante titulado "Lo más parecido al inferno" y publicado en El Mundo, que quizás, no seguro, explique mejor todo esto que quiero transmitirles en el día de hoy.
Les deseo que este año nuevo que comienza nos propongamos ser un poquito más solidarios con los que nos rodean, cerca o lejos, ya que todos podemos ser o estar en situaciones similares en cualquier momento y construyendo un mundo solidario es la única forma de asegurarnos un mundo más FELIZ.

martes, 16 de diciembre de 2014

La dermatitis atópica

En los últimos 30 años se han triplicado los casos de Dermatitis Atópica en los países industrializados, lo que puede llegar a convertirse en un problema emergente de salud pública. Actualmente el 20% de los niños menores de 7 años y el 10 por ciento de los adultos padecen este eczema atópico consistente en una inflamación crónica de la piel, que tiene un alto componente genético, ya que existe un 50% de probabilidades de que el niño de padres con Dermatitis Atópica también la padezca. Aunque no se debe perder de vista que el 80% de los casos de esta patología diagnosticados en la infancia mejora en su pronóstico antes de alcanzar la adolescencia.

La Fundación Jiménez Díaz ha puesto en marcha una Escuela de Dermatitis Atópica para niños y padres, cuyo objetivo es que éstos conozcan a la perfección los cuidados que requiere la enfermedad. El origen de esta patología es todavía desconocido y no existe aún una cura definitiva, de ahí la importancia de que los afectados conozcan los síntomas y cómo prevenirlos.

Al frente de este proyecto, llevado a cabo conjuntamente con la Fundación Dermatitis Atópica, se halla un equipo de especialistas en Pediatría, Dermatología Infantil y Enfermería que ayudará a los padres y niños a saber más sobre una dolencia que afecta sobre todo a los menores. La escuela incluye talleres en los que los más pequeños aprenderán técnicas básicas de autocuidado. La participación en la Escuela, de carácter gratuito, sólo precisa de inscripción (aunque creo que es de carácter presencial en Madrid).

La dermatitis atópica se caracteriza por la combinación de tres síntomas: piel seca, picor y lesiones eccematosas. La enfermedad suele cursar en forma de brotes con empeoramientos de los síntomas en casos de estrés, frío, sudor o uso de irritantes. Para llegar al diagnóstico suele ser suficiente con la historia clínica y un examen físico completo, aunque en algunos casos puede ser necesario realizar analíticas de sangre, pruebas de alergia o tomar muestras de piel para analizarlas con el microscopio. La complicación más frecuente es la infección de las lesiones, generalmente por bacterias. Ésta se produce por la entrada de microorganismos en la piel, debida, por un lado, a la pérdida de su función de barrera a causa de la inflamación y, por otro lado, al rascado persistente.
 
Con el objeto de contribuir a una difusión clara y sencilla de la información básica necesaria para los pacientes han elaborado este decálogo de recomendaciones:
 
  • Duchas cortas (máximo 10 minutos) una vez al día con agua tibia, evitando baños largos o con agua caliente.
  • Utilizar jabones suaves, neutros, con alto contenido en aceite (extragrasos) y sin perfumes.
  •  Evitar la fricción excesiva o el uso de esponjas ásperas.
  •  Hidratar la piel a diario mediante la aplicación de cremas hidratantes (emolientes), preferentemente tras la limpieza de la piel, con la piel húmeda. La vaselina líquida es una buena opción.
  • Cortar bien las uñas y mantenerlas limpias para evitar infecciones por el rascado.
  • Usar preferiblemente ropa de algodón o de fibras naturales, evitando materiales sintéticos o la lana.
  • Evitar cubrir excesivamente la piel, ya que el sudor puede empeorar los síntomas.
  • Evitar el uso de detergentes, suavizantes y otros productos irritantes. Puede lavar la ropa a máquina pero aclárela bien con un centrifugado extra.
  • Utilizar guantes para realizar las tareas domésticas.
  • En los bebés, cambiar los pañales cuando éstos estén húmedos.
  • No hay ningún alimento contraindicado en la mayoría de los casos. No obstante, si nota empeoramiento tras comer algún alimento, consúltelo con su Dermatólogo.
  • Evitar el exceso de calor y cambios bruscos de temperatura. La temperatura ideal está alrededor de los 20ºC.

martes, 9 de diciembre de 2014

Aprender más sobre los dolores de cabeza


El Grupo de Estudio de Cefaleas de la Sociedad Española de Neurología (SEN) ha lanzado un curso sobre cefaleas para profesionales sanitarios, familiares y pacientes con el objetivo de proporcionar información y recursos formativos de calidad sobre aspectos diagnósticos, terapéuticos, sociales y laborales de la enfermedad.


El curso se enmarca en la comunidad temática 'neurodidacta.es', impulsada por la Fundación Cerebro, y está dividido en 11 módulos en los que se abordan tipos de cefaleas, sus posibles tratamientos, consejos para evitar la cronificación, el dolor, o cómo tratar la enfermedad durante el embarazo, entre otras muchas cosas.


"'Neurodidacta.es' surgió de la necesidad de crear un espacio donde todas aquellas personas que demanden o busquen formación e información sobre las distintas enfermedades neurológicas pudieran encontrarla con facilidad y, además, que ésta fuese fiable y de alta calidad. Es un proyecto único en Internet donde los profesionales dedicados a la atención de pacientes con enfermedades neurológicas y los propios pacientes y familiares pueden informarse, formarse y compartir experiencias.


Además, este espacio coordinado por los miembros del grupo de Estudio de Cefaleas de la SEN, también incluye un 'blog' y accesos a las redes sociales. De esta forma, la comunidad temática sobre cefaleas se ha unido a las ya existentes en 'neurodidacta.es' sobre epilepsia, enfermedades cerebrovasculares, demencias, enfermedades neuromusculares, enfermedades desmielinizantes y trastornos del movimiento

martes, 2 de diciembre de 2014

¿Es una buena alternativa la sacarina al azúcar?

Un estudio de reciente publicación en una prestigiosa revista científica ha abierto de nuevo esta vieja polémica de si la sacarina sí o la sacarina no es perjudicial para la salud.
Este equipo de investigadores ha asociado el consumo de edulcorantes con un mayor riesgo de desarrollar alteraciones metabólicas, como intolerancia a la glucosa, aunque el estudio es en ratones y no se ha podido extrapolar los resultados a humanos.

Este estudio lo que concluye es una asociación entre el consumo de estos productos en diferentes dosis, formulaciones y condiciones fisiológicas y el desarrollo de intolerancia a la glucosa, lo que también podemos llamar como una pre diabetes. Parece que estos productos alteran la composición y el funcionamiento de la flora microbiana que vive en nuestro interior, lo que provoca una alteración en la metabolización de los hidratos de carbono.

Con estos resultados, los científicos dieron el salto a estudios en humanos y, en una muestra de cerca de 400 personas, comprobaron que las bacterias intestinales de quienes consumían a menudo edulcorantes eran muy diferentes de las de aquellos que no ponían a menudo sacarina en sus cafés. Es más, los investigadores también apreciaron una asociación similar entre el nivel de uso de edulcorantes artificiales y la susceptibilidad de sufrir un abanico de efectos metabólicos adversos.

Pese a todo, los expertos reconocen que sus estudios en humanos son aún muy preliminares y que las evidencias halladas en investigación con animales no pueden extrapolarse a humanos a día de hoy. Además de que existe un gran número de investigaciones que han demostrado la seguridad y los beneficios de los edulcorantes artificiales. 

De todas formas,  los resultados de este trabajo no pueden ser ignorados y deben propiciar más investigaciónes para aclarar sus posibles implicaciones, si bien está claro que estamos aún lejos de poder precisar cuál es la composición de la flora más saludable en humanos y en qué medida los diversos alimentos que podemos elegir tienen un efecto realmente beneficioso para reequilibrarla en la dirección apropiada.

Por tanto, sí que en lo que todos están de acuerdo es en que aunque a día de hoy podemos decir que los edulcorantes son seguros, es importante seguir estudiando efectos como esta predisposición a un peor metabolismo de la glucosa, que muchas veces se olvidan en estudios de toxicidad.

Fuente: EL MUNDO